¿Cuál es la utilidad de las puertas cortafuegos?

El presente artículo lo hemos diseñado especialmente para crear conciencia acerca del apropiado uso de las puertas cortafuegos en espacios susceptibles a incendios, ya que este tipo de puertas son vitales para impedir que las llamas se expandan a través de un recinto y provoquen mucho más daño del que pueden provocar. Se confeccionan en distintos materiales (madera, vidrio o metal) y son muy usadas en centros comerciales o restaurantes, si no las conoces a continuación te las presentamos.

 

¿Qué son las puertas cortafuegos?

Son un tipo de puerta especial cuyo principal objetivo es cortar la propagación de las llamas en un espacio cerrado. Cuentan con un particular sistema de apertura que permite a las personas abrirlas fácilmente en momentos de desesperación. También se les llama puertas RF (Resistentes al Fuego).

 

Las puertas pivotantes metálicas son el modelo más usado de estas puertas ya que resisten temperaturas de 180 °C y se instalan en marcos especialmente diseñados para cortar el paso de los gases y resistir temperaturas de hasta 360 °C. De esa manera, estas puertas no sólo impiden lesiones por la propagación de las llamas, también impiden intoxicaciones por la propagación de los gases.

 

El nivel de seguridad de las puertas cortafuegos está regulado y homologado por la norma UNE-EN 1634-1, por lo tanto, si requieres más información al respecto puedes consultarla vía web.

 

¿Cómo funcionan las puertas cortafuegos?

Las puertas cortafuegos cuenta con una compartimentación que es la encargada de impedir el paso del fuego en el mejor de los casos o, en el peor de los casos, retrasa la propagación de las llamas dándole el tiempo necesario a las personas de huir.

 

El objetivo de estas puertas no es precisamente la seguridad contra los ladrones, por lo que tienen cerraduras tradicionales y nunca se cierran con llave para permitir que en caso de emergencia las personas huyan a través de ella sin obstáculo alguno. Cuentan con un sistema automático de cierre para evitar que se dejen abiertas y las llamas pasen sin reparo.

 

Características de las puertas cortafuegos

  • Sectorizan huecos de grandes dimensiones para impedir de manera más eficiente la propagación de los incendios.
  • Son adaptables a cualquier espacio o lugar para realizar su función eficientemente.
  • Operan de manera manual, automática o semi-automática.
  • Se instalan en marcos especiales y sellados que impiden el paso de gases de un lugar a otro. Tecnología electro-imán se usa en muchos casos para lograr un perfecto sellado.

 

Tipos de puerta cortafuegos

  • Puerta cortafuegos de hoja: se construye con dos chapas de acero y con un relleno de lana de roca que impide una alta transferencia de calor de un lugar a otro.
  • Puerta cortafuegos guía: a diferencia de la anterior, se fabrica con material galvanizado, teniendo también una óptima baja transferencia de calor.

 

Mantenimiento de una puerta cortafuegos

Como todo objeto, las puertas cortafuegos requieren mantenimientos preventivos. En estos casos se requiere que las puertas no presenten ningún tipo de deformación o rotura que disminuya su poder ignifugo. Tiene un tiempo de vida media de alrededor de 10 años, así que procura cuidarla bien para que cumpla óptimamente su ciclo de vida útil.